Saturday, August 02, 2008

Nolens Volens

Aunque me resisto a volver mi blog en obituario, cuando se es inmortal, la muerte ataca por todos los flancos para hacerse presente, para golpearte desde lejos porque no puede tocarte. Y luego de Julieta, es Victor Hugo. Pero al menos él ya lo sabía y así dejó este mensaje:

Cuando yo me vaya, déjenme ir, tengo muchas cosas que hacer y ver. No se aten a mí con sus lágrimas. Por los hermosos años que pasamos juntos, demos las gracias...

Pues sí, pero siempre hubo la esperanza de una mágica recuperación. Como aquella vez en que todo parecía tan difícil, cuando doné sangre por primera vez y pensé que seguramente revivirías y con suerte, hasta te curarías. No sería primera vez que por mi sangre encuentren la salvación.

Pero no. O sí, porque regresaste por unos años, mas nunca los suficientes. Jamás te leí, ni tú a mí. Pero yo podré leerte un día y tú a mí nunca más porque allá donde te fuiste no hay conexión a internet. Te has ido pensando que sólo soy el hijo de tu amiga de cuando eras Victor Hugo Razkonb, el que ofendía con la mirada, al que veías con amable desconfianza. Porque tú sabías que tengo un plan.

No voy a estar triste. Es sólo que siempre creí que estarías aquí para ver el plan hacerse realidad.

11 comments:

SORCERER said...

Uno más.

Y así, nos iremos agregando todos.

Buah!

Master Chief Is A Punk said...

n_n

claudia (nuevamente) said...

si no fuera una actividad acosadora e incomodante, yo también te dejaría poemas anónimos en tu blog. aunque ultimadamente quién soy yo para juzgarlo.
pues tu blog es en verdad radical; no porque no anuncies a pitido de trompeta que eres izquierdista y que llevemos agua a los albergues de la APPO no quiere decir que tus entradas no sean profundas. por mi parte, decidí dejar el hi5 (y eso que tus palabras ya tienen meses de haber sido citadas, imagina lo que podrías hacer si difundieras tu mensaje en reuniones masivas en el Centro o algo así)... creo que empezaba a mermar mi salud.
sé que no las necesitas, pero de todos modos, muchas felicidades.si así como escribes, enseñas, entonces todos tus alumnos estarán a otro nivel. mucha suerte con tu - apuesto un ojo- redituable carrera de enseñante.

rfr said...

un post extraño, lo mejor sería como dices que a través de blogger pudiéramos tener contacto, de repente comentarían en tus posts y te dirían que qué flaco (o gordo) te ves...
..
.
.
..
...
..................

Jon said...

hblas de Victor Hugo Rascon? Lo vi en la tele. Lo siento

cherry said...

solo pasaba a dejarte un saludo, interesante lo que escribes, no dejes de hacerlo :), cuidate y que estes bien , suerte :)

obtusa said...

que bonito comment el de Claudia, que bello escribes Gonzalo

Nena Santa said...

Entiendo un poco lo que es esto de ver/saber que la gente se va, es un riesgo que tenemos todos latentes en la medida en que estemos vivos...aunque normalmente preferimos verla lejos como algo que no nos compete, bueno tu divinidad te confiere el don de la eternidad eterea, pero los demas somos moraltes y cuando alguien cercano perece podemos casi tocarla.
saludos

katia said...

Orale , es más admiradora que yo, ya me estoy poniendo celosa.
Es un post extraño.

katia said...

la obtusa es mas admiradora que yo. Vieja barbera
Es extraño tu post pero bueno

felipedelgado said...

“No sé soñar, me cuesta trabajo imaginar, sólo aprendí a contar, soy como un notario que da fe de los hechos que me duelen, me indignan o me frustran”

Victor Hugo R. B.

En estos momentos donde el pensar es casi una grosería, Victor ponía las cosas en su lugar, con sencillez, pero con la razón.

Es casi lamentable que los mejores se nos vayan "tan pronto"... y que los parásitos que se comen al país se queden.

Saludos