Wednesday, June 25, 2008

Se busca

El sábado conocí a un maestro de física muy amable que me dijo que tengo una mente prodigiosa.

Ajá, y entonces la otra noche, esta mente prodigiosa fue al cajero automático. En la espalda llevaba mi mochila, en la mano izquierda un revólver calibre .45 y en la derecha mi lonchera metálica de Star Wars, una que siempre les quiero enseñar pero está muy llena de golosinas o envolturas y espero un día que esté más presentable para tomarle la foto.

Me disponía a teclear mi NIP, cuando recordé que soy más bueno tecleando con las dos manos, así que enfundé mi arma, puse mi lonchera en la parte superior del cajero y me dije a mí mismo:

Vaya, qué linda es, sería muy triste que la olvidaras ahí nomás ¿no? No se te ocurra hacerlo ¿entendido?


Como verán, sólo yo puedo hablarme así. Pero eso que me dije estaba de más, no podría olvidarla, pues dentro llevaba unos dulces aún buenos y una cámara fotográfica con sus baterías recargables y cargador que alguien me había prestado. Imposible.

En fin, rápidamente transferí 15 millones de dólares a una cuenta en las Islas Caimán y procedí a sacar mi tarjeta, pues tengo la bonita costumbre de olvidarla ahí asomada, como si el cajero me sacara la lengua y yo huyera ofendido, así que la tomé y me perdí entre las sombras de la noche.

Días después, me encontraba en medio de profunda tribulación. Estaba seguro de que había sido víctima del ladrón que ronda en mi trabajo y preparaba un incendiario correo para toda la empresa que desembocaría en el inevitable linchamiento del malandrin. Miren que aprovecharse de mi confianza y robar mi loncherita. Y llevarse además la cámara esa que no era mía. Pero pagaría muy caro su crímen. De cualquier manera recurrí a mi entrenamiento como mercenario y decidí recordar el último lugar en que había visto mi loncherita.

¿Dónde?...¿Dónde?...¿DÓNDE? ¿Do-o... Y así de pronto recordé. Vaya mente prodigiosa.

Quiero mi lonchera de vuelta. No tiene nombre, es metálica, tiene a Darth Vader al frente y una batalla con espadas por detrás. Si alguien que lea mi blog la recogió del cajero, escriba y enviaré un cochero con caballos para recogerla.

26 comments:

Plaqueta said...

Ay Gonzalo, es que en esta ciudad ya no hay gente honesta, ya no. Si viviésemos en el Canadá otro gallo cantaría, porque allá bien bonito que es todo, y ya viste en la película del Michael Moore que ni cierran con llave sus puertas.

Clauminara said...

¡presente!

Ya se que lonchera dices, cuando se estrenó el EIII compré una. Qué mala onda que perdieras la tuya y peor aún la cámara, ojalá que la recuperes.

Sad Cecile said...

Creo que tu lonchera decidió buscar sus propias aventuras...
:(
Mala cosa.
Un abrazo

Di. said...

Buu! qué mal! Confiermos en tus influencias divinas para recuperarla.

cris said...

te cae que se te perdió? en que estabas pensando!!!! ¬¬

y estaba en frente tuyo!!!

esos millones en las islas caimán, tendrás que usarlos en la recuperación de la lonchera.

cuidate y se más cuidadoso!

Elizabeth said...

Suerte con tu búsqueda me encantaría ayudarte pero no vivo en el D.F. bu!
Presente! y un saludo ;)

Master Chief Is A Punk said...

Pobre loncherita, darth vader debe estar aterrorizado por las frias y oscuras calles del DF, pero ni hablar, tal vez podrias, no se, comprar otra?, y si ya se,-es que tenia valor sentimental-, ofrece unos cuantos millones de esos, de las islas, y aparecera, y hasta con gemelitos.. ^^ bueno...

Adios.

katia said...

Tu lonchera , que líndo, tienes que mostrar tu lonchera,ade´más de único tierno.
Tu siempre admiradora Katia

Anonymous said...

Una vez en un avión, un doctor en filosofía y neurociencia me dijo: "¿Sabes? Por estos 20 minutos de charla que hemos tenido y por los chistes desbordados de ingenio con que aderezas tu conversación, he llegado a la conclusión de que tienes una mente prodigiosa!"
"¿Ay, tú crees? ¿No lo dices sólo por que e caigo bien?", le dije.
"No, no, ¿cómo crees? Lo digo en serio - y esos ojitos pizpiretos tampoco tienen nada que ver."
Y yo no pensaba decirlo a nadie porque no me gusta parecer un pedante de cuarta, pero cuando leí esto... ¡qué incréible! ¡qué emoción! ¿No es pavorosamente insólito que en un mundo de quién sabe cuántos trillones de personas mi alma, bondadosa y genial, y tu mente, además de única, tierna, se encuentren en este espacio metafísico y maravilloso?

Presente, Gonzalo, ¡y te amo! ¡no olvides que te amo!

Eduardo / Joselite said...

Oh si, hablando de mails incendiarios...

Hace 2 semanas recibí un correo en la oficina que decía algo así:

Le pido amablemente a la persona que tomo las galletas (de marca Oreo) que se encontraban sobre MI escritorio, las devuelva a la brevedad. Estaré fuera de la oficina de 2 a 2:10, por lo que sugiero al agresor las regrese en ese momento.
Saludos

¿Imaginas? obvio el hombre tendió una trampa a la entrada de su oficina con una jauría de cámaras en circuito cerrado... una cámara con baterías nuevas, guardadas misteriosamente en una lonchera de Star Wars (solo por decir una serie de productos aleatorios).

Lamento lo de tu lonchera.
Saludos Gonzalo.

Eduardo / Joselite said...

ah, y katia... creo que no leiste el blog.

Rafita said...

esa del post largo también es katia??? No me parece porque ella escribe del nabo y ese coment esta por lo menos bien escrito

El Té Qú said...

que también me den la cámara que me robaron. porfa. aunque suene muy gay.

urs said...

Jaja, aunque obviamente no lo dices, entiendo cómo te sentiste, a mí también me ha pasado, cuando empiezas con un: "Imagina qué pasaría si... no, no podría olvidarlo/ perderlo/ tirarlo/ étc" y acto seguido, sucede.
Pues ojalá la encuentres, pero lo dudo, aún a pesar de tu cuenta millonaria y tu llamado a la comunidad de tus lectores, los veintitántos que comentamos y los millones que no.
Saluditos.

katia said...

Si tiene razón alguien en decir en que no leí bien el blog.
Y si puedo escribir del nabo,porque no me interesa mucho escribir, yo estudio Arquitectura,es decir cuestiones que tienen que ver con planos y perfección arquitectónica Sin embargo, me llama la atención como escribe Gonzalo y por eso en algunas ocasiones le comento. No sé como sea en realidad él. Muchas veces puedes crearte a una persona perfecta por como escribe y por su ingenio y en la realidad puede ser totalemente distinta, porque es de carne y hueso y porque quiza sea egocéntirca. Sin embargo, creo que este Blog pertenece a alguien que no me haría romper mis ilusiones, es inteligente , sarcástico aunque sigo insistiendo en que quizá sea gay, no importa soy su admiradora cibernética.
Katia

urs said...

Jaja, aunque obviamente no lo dices, entiendo cómo te sentiste, a mí también me ha pasado, cuando empiezas con un: "Imagina qué pasaría si... no, no podría olvidarlo/ perderlo/ tirarlo/ étc" y acto seguido, sucede.
Pues ojalá la encuentres, pero lo dudo, aún a pesar de tu cuenta millonaria y tu llamado a la comunidad de tus lectores, los veintitántos que comentamos y los millones que no.
Saluditos.

Galleta del mal said...

Alguna vez esto aparecerá en "Misterios sin resolver: Lonchera desaparecida" y será toda una sensación.
Mientras sucede eso,deberías rastrearlo con el GPS que me contaste, así encuentras al perpetrador del no-crimen y me lo puedo comer.

Anonymous said...

galleta? Tu conoces a Gonzalo?

Oveja said...

Buenas.....

Soy una oveja en pleno descubrimiento....visitame u olvidame
http://ovejja.blogspot.com

PD: no soy de nadie, nadie me conoce.

Anonymous said...

El segundo anónimo no es la primera anónima, Gonzalito. A mi me vale una verruga quién te conozca o quién no.

Katz said...

Changos, y de estarguars!
Bueno, de hecho no me gusta nada estarguars pero supongo que para ti era muy linda.

Qué penadebes atarte las cosas para que no se te olviden, qué gusto conocerte

saludos!

dandi said...

Ya, no puede ser que la perdiste así de facil

Yo tampoco entendi Katia es la anonima del comenterio o es alguien mas?

POSTMODERN GEISHA said...

pues no se si pierdas glamour en irla a buscar, pero esas las venden en la tienda de chinos "importatodo" que esta sobre tacuba como a una cuadra del munal, cuestan alrededor de 20 pesos o convoca a tus fans a que te regalen miles de loncheras, claro que rellenas con dulces y oreo cubiertas de dulce manteca blanca, chum chum. vomitables!!!

Ana said...

Bueno, siempre hay gentucilla por ahí. No te preocupes, espero que llegues a recuperar lo que buscas.

Ánimo

Jorge Luis said...

Jajaja, cuando te hablas a ti mismo (en voz en off) suena como un doblaje de pelicula del 5 hecha en Panamá.

Saludos Gonzalo.

Ah y Katia que no diga que a los arquitectos no nos importa saber escribir, chale.

Nena Santa said...

Te entiendo alguna vez fui al cine con mi hijo, en funcion del miercoles por ser mas económica, y fui por unas palomitas y refrescos cuando regrese se me cayó mi monedero cabe decir que con una suma considerable de miles, y pense "debo recogerla no se me vaya a olvidar en el piso" y pues nada que me entretuve en sentarme darle las cosas a mi hijo acomodarme y ver la pelicula, asi que al siguiente dia por la mañana o medio día recorde el momedero regrese por cubrir el punto al cine obviamente nadio vio nada y eso que fui a la ultima función. En fin tuve que asumir la perdida, ademas de reconocer que nunca habia gastado tanto en por ver una pelicula y eso que ni siquiera era premier.
Saludos