Saturday, May 17, 2008

Brrr

Hace rato que llegué y abrí mi blog, sentí un feo repelús. Y como sentir repeluses por el propio blog es lo peor que a uno le puede pasar, mejor puse la bonita e inocente foto de un perrito y un pulgar como Dios manda, en lugar de ese hombre del dedo perturbador.