Tuesday, April 15, 2008

Tengo tanto que escribir y tan pocos blogs

El domingo salí de casa y vi un montón de gordos corriendo despavoridos. Pensé que la fábrica de chocolates que está cerca habría ardido en llamas o que al fin se había vuelto ilegal pasarte de tu peso ideal, pero estaba equivocado. Rápidamente noté que los gordos iban acompañados por sus gorditos y sus gordas señoras. Sucede que el gobernador decidió cerrar la calle de enfrente para que la gente corra y retoce y se regodee en su Ciudad de la Esperanza.

Porque mi ciudad, como pueblo bicicletero, tiene gobernador. Y él, promueve políticas pro bicicleta para alcanzar su sueño bicicletero.

Entonces pensé en salir con mi perra, a la que esa mañana decidí llamar Señorita Teschmacher. La señorita Teschmacher es la torpe achichincle de Lex Luthor en la película de Superman. En la versión doblada al mexicano, Lex Luthor se pasa toda la película gritando:

¡Señorita Teschmacher!

Y me gusta como suena. Porque no tiene nada que ver y me fascinan las cosas que no tienen nada que ver y es fácil de gritar en el parque. Hasta hoy así se llama. No lo encuentro particularmente ofensivo, pero ha levantado ámpula entre los círculos académicos, esos mismos que me recomendaban nombres de filósofos o con dos sílabas aburridas. Bah. Ellos se resisten a llamarla señorita, pues lo miran como un despropósito. A mí después de unos días me sigue gustando. Ya Dios dirá mañana. O el arcángel Gabriel en su representación, que podría revelárseme esta noche con un nuevo nombre para mi perra y el lugar donde debo asentar a mi pueblo elegido.

Y con la señorita Teschmacher me salí a corretear bicicletas. El gobierno de la ciudad, siempre preocupado por tu nivel de hidratación, regala vasitos de agua puerca de la llave, muy fresca eso sí.

En cambio, los hoteles hacen la competencia y te ofrecen exclusivísima agua de cáscara.


Agua de cáscara

Desde niño me ha molestado que la gente pretenciosa tome agua de cáscara, así sin azucar siquiera, nomás las puras cáscaras flotando vagabundas en el vaso. Y que además digan algo así como:

- ¡está deliciosa, súper rica y fresca!

Cuando todos sabemos que no sabe a nada, si acaso amarga como relleno de colación de piñata vieja.


No me preguntes, sólo soy un engrane más en la industría repartidora del agua de cáscara.

Como la señorita Teschmacher es una perra pretenciosa, le ofrecí agua de cáscara.


¿Qué me ves?

Pero apenas se enteró que era agua de cáscara, se rehusó a seguir tomándola, muy herida en su sensibilidad de perra.



El descubrimiento del día fue confirmar la profunda verdad encerrada detrás de un dicho popular.



La carne de burro, no es transparente. Y la venden con chilito afuera de Chapultepéc. El policía en la puerta se me acercó y dijo:

-El perrito...
-¿Aha?
-El perrito...
-Sí, el perrito... es gris?... es bonito?... es perrita de hecho.
-El perrito...
-¡El perrito qué!
-El perrito no puede pasar.

Vaya, parece que los cursos de telepatía y transmisión del pensamiento que dan en Seguridad Pública, no están funcionando.

19 comments:

calacacloaca said...

Me encantó, necesito oirte llamar a la señorita teshmACHER!!! No cabe duda que donde hay esperanza y equidad tú encuentras diversión. Ojo, sólo protesto por la discriminación hacia los gorditos, que para el momento y lamentablemente es mi caso.

Anonymous said...

me intriga saber como llamarás a la Señorita Teschmacher cuando deje de ser señorita

?????????????????????????????


un beso...

cris

Lacroix said...

la carne de burro se llama chito guey

katia said...

Ya era hora, te habías tardado en escribir y espera leer tu post.
Al fin le pusiste nombre a tu mascota.
Suena bien , suena bien.
No nos abandones tanto.

katia said...

espero que no tardes en escribir el sigiente post , lo espero con ansia

tere hime-chan said...

Tu perrita es hermosa y el nombre que elegiste es muy original, espero no se lo cambies muy pronto o encuentres uno mejor pero ya

pinche San Andrés chingón said...

ya sé que no te importa, pero te leo... muy "agitado" y no de buena manera querido Gonzalo...

Puede que ese trabajo y el cambio de hora para postear te esten afectando.

:/

urs said...

Considero éste un post 'protestalo todo'. Hasta me contagié, y estaba a punto de refunfuñar en contra del poli, cómo no va a dejar pasar a tu encanto de animal? bueno, como sea. Abandonaste mucho a este tu blog, ya no se te reconoce, renuncia.
Saluditos.

LaReina said...

A punto estaba de suicidarme encajandome una pestaña en el corazón cuando lei tu post y me hiciste reir. Gracias por eso, aunque quizás el mundo no te lo perdonará.

Anonymous said...

creo que el problema es que nos tiras a nosotros los gorditos , que tambien somos tus fans. Pero aunque me tires te seguire leyendo y disfrutando, creoq ue igual tu le vas a segir tirando a todo, como siempre. pos por eso eres el rey

Melocotoncito said...

honestamente yo estoy a favor de los domingos de biclicletas, aunque ya no vivo en la ciudad en movimiento, ahora me mudé a un pueblo que ni bicicletero es, un pueblo donde todos tienen una cuatrimoto...
y me gusta mucho tu forma de escribir
....

Anonymous said...

Ya había sospechado que eras gay (cosa que no tiene nada de malo) con el nombre que le pusite a tu perra Señorita Teschmacher ya no pienso que eres gay sino putisimo

Laura said...

Así que los gorditos resultaron ofendidos...

Anonymous said...

Los gordos si son la mayor porquería que puede haber, nos quitan espacio, comida y recursos de salubridad, sólo por no QUERER controlar su maldita gula. Recuerden que Gonzálo es precioso vean las fotos de la "virgencita" de sus caderas estando así lo lógico es repudiar a los asquerosos gordos. TODOS LOS GORDOS APESTAN.

Anonymous said...

y para qué segguirte comentando si siempre nos ignoras?

Por qué seguir alimentando tu incesante ego? El sobrepeso de tu vanidad si debería de ser declarada ilegal...

Joder que estoy fúrica y es tu culpa...

Clauminara said...

Creo que enmarcaré esta frase: "Porque mi ciudad, como pueblo bicicletero, tiene gobernador. Y él, promueve políticas pro bicicleta para alcanzar su sueño bicicletero."

jajajajaj para que se indignen los perredistas que pululan por mi oficina.

Napoleón said...

...

██ said...

Me declaro fan de la Señorita Teschmacher.
¿Puedo lamerla un dia de estos?
¿De verdad dan agua?
Siempre que paso por Dr Galvez solo veo un tinacote y muchos conitos de papel olvidados.

Ceana said...

Good words.