Monday, July 30, 2007

El hubiera sí existe, qué caramba

Me encanta la gente que se adorna repitiendo frases que oye de pasadita en la tele y siente que te ilumina con su filosofía de papelería. Entre mis favoritas además de la siempre popular "Si vuelve es tuyo, si no, nunca lo fue" está esa de "El hubiera no existe" que la gente gusta de repetirme como si fuera yo un imbécil que no conoce las leyes de la física y pretendiera regresar en el tiempo a apagarle a los frijoles o a echarle ganas al estudio o alguna de esas ridiculeces. Simplemente estoy conjugando un verbo porque el modo subjuntivo del preterito pluscuamperfecto es mi tiempo favorito nomás porque es más que perfecto y si es más que perfecto porqué va a venir un mocosuelto a decirme que no existe si yo puedo hacer lo que se me antoje con mi lengua que para eso es, como inventar y sacarme de la manga adjetivos descalificativos, como eso de mocosuelto, bola de mocosueltos.

Mocosuelto: Dícese de aquél que se le suelta el moco. Mex. Termino hiriente usado por Gonzalo para vituperar en su blog. Arg. Prenda femenina que se usa sobre las bombachas.

Y además, qué de malo tiene pensar en el hubiera y sus posibilidades, todos ustedes deben tener por ahí un hubiera favorito con el que gustan de torturarse en sus horas de ociosidad. Yo por ejemplo me torturo pensando:

¿Cómo sería la cara de este adorable niño...

... si no se hubiera transformado en esta señora asustada?


Afortunadamente esos forenses con demasiado tiempo en las manos de forartist.com han comprobado que el hubiera sí existe y nos muestran la imagen que aparecería en los botes de leche si Michael Jackson se le hubiera perdido a su mamá en el supermercado a los 45 años. Y no se hubiera blanqueado y alaciado y quitado la nariz.

¿Qué opinan? Creo que se han ido al extremo porque pareciera que efectivamente no se hizo cirugía plástica pero tampoco se lavó la cara en 30 años. Black is beautiful man! Pero no se ve negro, sino percudido como una rodilla. Y tiene el mismo bigote de cuando tenía 12 años.

Ahora que vieron que el hubiera sí existe, cuéntenme sus más dolorosos hubieras a ver qué podemos hacer.

P.R.

Friday, July 27, 2007

Yo no quiero ir al super

Será porque estoy muy acostumbrado al sistema de producción feudal y la comodidad de obtener de tus siervos con lujo de violencia víveres y níveas vírgenes, pero no soporto la idea de ir al supermercado. Me crispan los nervios sus interminables filas y esos niños berrinchudos que llenan sus pasillos comiendo la mercancía sin pagar y sus madres conchudas permisivas que se hacen de la vista gorda mientras sus monstruitos devoran todo lo que encuentran.

Sé también que eso de dormir es una costumbre muy buena y muy cristiana, pero como no suelo hacerlo y de cualquier manera tengo que ir de compras, nada mejor que esos supermercados de 24 horas para hacer el mandado con toda calma entre tres y cuatro de la mañana. Pero no me refiero a los Oxxos y esos expendios para borrachos y solteros solitarios, sino a los otros como Superama y Gigante, los únicos en su tipo que abren 24 horas.

En Superama tienen una práctica que yo no sé si será cruel o dignificadora, ya juzgarán ustedes. Resulta que los niños empacadores de día, se convierten en indigentes de noche. Pero no es que los cerillos se queden sin hogar al caer la noche y sus ropas se llenen de mugre y un característico aroma a licuado de fluidos corporales con mezcal, es sólo que de noche cuando la ley prohíbe a esos perezosos niños trabajar, Superama permite a los indigentes empacar la mercancía. Evidentemente los indigentes no tienen babero y uniforme, creo que ni siquiera familia o casa en la que dormir y no falta el cliente que se asusta cuando ve a un señor cochino como el Ecoloco manoseando sus peras Bartlett y su papaya Maradol.

Bah, los mexicanos son unos clasistas, ni aguantan nada.

Sí tienen antojo de una conchita, bolillo o chilindrina, más vale que no lleguen demasiado tarde, quiero decir, temprano. Bueno, sucede que entre cuatro y cinco de la madrugada todas esas deliciosas bombas de carbohidratos simples pasan a la bolsa del señor Tlacuache.

Eso pasa en el Superama, porque alrededor de los Superamas viven muchas anoréxicas y de todos modos nadie se lo iba a comer. Pero igual se siente feo, tan rico el pan enterito en tamaña bolsota. Deberían organizar unas guerras de comida para que no se fuera derechito a la basura o traerlo acá al internado ¿saben? a veces pasamos mucha hambre. Mejor aún, guerritas de comida en el internado, nutrición y diversión al mismo tiempo, nomás es cosa de abrir grande la boca.

En Gigante venden unas delicias de medianoche que no tienen par.


¿No adivinan? Anden, piensen



Orejas-en-vinagre. ¿Qué individuo en sus cabales comería esas cosas? Cualquiera que por accidente haya arrancado la oreja de algún incauto en un pleito en la escuela porque le dijeron que tenía cara de niña mariquita sin calzones y que los Santos Reyes son los papás, sabe que son amargosas y muy difíciles de masticar.


Papel higiénico con 400 U.I. de vitamina E

Llámenme tradicionalista pero siempre pensé que la ingesta de vitaminas era más efectiva por la vía oral. Y sí lo hacen por razones estéticas, siento decepcionarlos pero necesitarán un antioxidante más poderoso para desarrugar esa zona.

¿Cuantos cuadritos equivalen a la dosis diaria recomendada?

Feliz Año Nuevo

Wednesday, July 25, 2007

El día fuera del tiempo Kin 53

Según el Calendario Maya, ayer 24 de julio fue el último día del año. Y casualmente esta ocasión coincidió en el calendario judío con el Tisha B'Av, nueve de Av de 5767, considerado por los kabalistas como el día más negro y horrible del año. En esta fecha el pueblo hebreo se abstenía de comer o beber siquiera agua, bañarse, rasurarse y usar cosméticos, portar zapatos de piel y tener relaciones sexuales.

Aquí es cuando agradecen a Dios por haber mandado a su hijo encarnado y a los españoles por habernos metido el catolicismo a la fuerza.

Trabajar en esta fecha también estaba prohibido.

Aquí es cuando lo piensan dos veces, tal vez ser judío no estaba tan mal a fin de cuentas.

Y la gente debía evitar chismear y tener conversaciones superficiales, reír a carcajadas o siquiera sonreír.

Aquí es cuando entienden porque los mexicanos somos católicos y no judíos.


Sucede que todo le pasa al pueblo elegido en ese día, primero les tiran su templo, siglos después, les vuelven a tirar su templo y en 1492 los corren de España con todo y sus chivas y sus vacas y no sus cerdos porque esos no se los comían. Todo en el mismo día. En fin, que están muy ciscados y tienen sus razones. Pero aquellos estudiantes de la Kabalá buena onda creen con toda razón que donde hay gran oscuridad, hay también un gran potencial para revelar una luz tremenda y poderosa , entonces en ese día se reúnen a meditar y leer el Megillat Eicha para cargar al universo con la energía más positiva sin importar que anden con las barbas crecidas, los labios resecos y pellejudos sin posibilidad de ungüento y unos Candie's o en su defecto Calzaletas de hule en lugar de zapatos buenos y correctos.

Y les decía que en este año la curiosa fecha coincidió con el último día del año Maya. Más curioso aún es contarles que a los mayas no les salen las cuentas y consideran al día después del último, o sea hoy 25 de julio, como el Día Fuera del Tiempo. Como lo leen, en la cuenta maya de 13 Lunas, este día no pertenece a ninguna Luna como ellos llaman a los meses, ni a ninguna Héptada como jocosamente llaman a las semanas. Este día no existe y por lo tanto representa una oportunidad para hacer un montón de cosas y no hacer nada, es un día de libertad galáctica, un portal para aprovechar la Presencia Telepática, elevar el estado de conciencia y celebrar que en cinco años se acaba la cuenta del calendario y el mundo como ustedes lo conocen. Kaput.

Según el calendario, también es momento propicio para establecer contacto con la Federación Galáctica e inteligencias extraterrestres, así que pueden llamarme, mandarme mensajitos, comentar aquí o intentar con telepatía. Las horas más indicadas si no tienen muy desarrollada esta capacidad son las 13:20 y las 20:13 horas. Llame y platique con nosotros. Algunos ociosos han decidido usar éste día para conmemorar la “Paz Planetaria a Través de la Cultura” pero ustedes pueden celebrar que ya el tiempo se va a acabar y que entonces gobernaré con mano dura pero cariñosa.

Muy curiosas tantas meditaciones en el aire en estos días y por tan distintos motivos. Mas sepan ustedes que nada en el universo pulgoso en que les tocó vivir es casualidad. Y regocíjense, que mi tiempo está apenas por comenzar.

Contacto extraterrestre en el día verde-Retorno de Quetzalcoatl

Monday, July 23, 2007

La realidad supera la ficción

Aunque no es una práctica común en este blog, creo apropiado hacer algunos comentarios a los comentarios que vosotros habéis hecho en el post pasado. Y es que cuando hablaba de olores culpables pensaba yo en esos aromas artificiales que rayan en el crimen y la ilegalidad. Quién me iba a decir que los olores más culposos resultaron los propios y más cercanos.

Porque el olfato no les engaña señores y señoritas, la semilla de hombre tiene entre otras muchas cosas, cloro en su composición. Mas sin embargo, su fórmula no es precisa, cambia como todo lo humano y es única en cada hombre, siendo para algunos sólo ligera fragancia y para otros la causa de manchas y decoloraciones en sábanas y ropa interior. Muy poco discreto y sobremanera delator. Dios en el cielo las libre de un hombre de esperma desinfectante y desmanchador con el que no puedan vestir de negro y colores oscuros.

Qué curioso que al blog siga llegando gente por aquella famosa revista que nunca tuve oportunidad de ver, pero que seguirá por toda la eternidad en salas de espera de ginecólogos y dentistas, en baños como compañera inseparable del W.C. siempre dispuesta a satisfacer a generaciones ávidas de tests y sabia consejería esotérica adolescente. Gracias a ti, revista Tú y bienvenidos todos los que por ti lleguen.

Siguiendo con el alcance masivo de este medio no masivo de comunicación, hace ya mucho tiempo que un blogger llamado Chile Prieto dijo haberme visto en el metro. En su momento le reclamé el no haberse acercado a celebrar tan extraña circunstancia aunque fuera con un apretón de manos, como ya he conminado a todos aquellos que dicen haberme visto y con el único fin de comprobar que soy yo y no un atractivo robot o una alucinación producto del abuso de drogas o meditación.

Y es que aún me parece increíble, especialmente por ser ésta una ciudad con 20 millones de habitantes, la mayor parte muy distraídos y la otra muy parecidos entre si como para notar la diferencia. Es entonces que caminaba yo la otra noche con dirección a un lugar llamado el Patrick Miller y su noche High Energy, cuando de un restaurante salió un hombre que en un salto extendió su mano y dijo:

¡Gonzalo!

Le di la mano y de inmediato revisé mis archivos akáshicos y las carpetas extraíbles en mi cabeza buscando inútilmente identificar aquel rostro antes de cometer alguna indiscreción. Pero antes de yo decir nada él procedió y dijo:

del blog... Chile Prieto

Afortunadamente, recordé su seudónimo como hago con el de todos aquellos que aquí han dejado su huella, aún aquellos que ya no comentan pues encuentran un secreto gozo en leer a hurtadillas como si no supieran que por pura caridad cristiana, judía y musulmana hay que decir aunque sea presente. Gracias a Chile Prieto y a todos aquellos que sí hablan. Mucho gusto. Les recuerdo que cuando me vean deben encomendar su alma al Señor y acercárseme, lo peor que puede pasarles es una muerte fulminante, pero eso es lo de menos, no sean tan apegados a ese pellejo que se han de comer los gusanos de cualquier manera.

Por favor háganlo, porque no sé si la gente en la calle se me queda viendo porque me conoce o porque traigo una embarrada de salsa Valentina hasta las orejas o la bragueta abierta o porque me salí en pijama.



Ya por último no confíen en blogger y su sistema de archivado automático, hace rato cuando sólo me faltaba poner el titulo y hacer click se fue la luz. Cuando regresó y confiado busqué lo que se había guardado no encontré nada. ¿Imaginan la medida de mi coraje y las madres que menté y las cosas que por los cielos aventé? Así que este post es sólo la sombra de lo que debió ser.

que los

Friday, July 20, 2007

Cloro

El olor a blanqueador me produce emociones encontradas, me gusta y al mismo tiempo me repugna. Algo del sodio en su composición le da un aroma marino y salado que me fascina, y como obsesivo compulsivo recurro a él para eliminar las bacterias que asesinas me persiguen. Entonces me hace feliz. Pero al mismo tiempo no olvido que el cloro es un veneno que usábamos en la guerra y recuerdo como el enemigo lo rociaba y todos caían a mi alrededor muertos con los pulmones supurantes y escupiendo sangre. Por eso digo, emociones encontradas.

Y hace rato venía en el microbús que ustedes saben no tomo por necesidad, si no por puro gusto, además de una genuina inquietud por rozarme con el pueblo al que me debo, cuando un concentrado aroma a hipoclorito de sodio comenzó a invadir el ambiente. En un principio me cautivó, pero rápidamente se volvió molesto pues comenzaba a tener un efecto atarantador sobre mi cabeza. Lo achaqué a una mujer muy gorda sentada junto a mi, una de esas señoras cuyo reloj les ahorca la muñeca como si fueran a explotar, las mismas que parecen no tener cuello y a las que se les escucha respirar con mucha dificultad.

De inmediato pensé que vendría de trapear y hacer la limpieza de incontables pasillos en algún hospital y sentí en el corazón una punzada al imaginar los esfuerzos que habría pasado estando tan gorda y teniendo que agacharse a exprimir un trapo impregnado de cloro para recoger el vomito y la sangre coagulada de techo y paredes. Pero junto a la conmiseración y como si fuera culpa de la pobre mujer, sentía coraje contra ella y su estirpe por oler a cloro y haberme llevado hasta el grado del rechazo cuando antes lo disfrutaba tanto.

Así que me repetía que no era su culpa y debía ser paciente. Además se había dado cuenta ya que la miraba con una esquizofrenica mezcla de ternura que se transformaba en odio y seguramente comenzaba a asustarse. Y de pronto se bajó del microbús. Me sentí muy mal por haber albergado sentimientos negativos en su contra, pero me sentí aliviado pues el aire finalmente se aclararía. Pero no fue así. Entonces me sentí peor por haber sometido a esa inocente gorda al yugo de mi mirada y mis malos pensamientos, pero también me sentí mejor porque finalmente ella no agachaba su gordura para limpiar el vomito y la sangre de techos y paredes.

Pero entonces quién. De repente, escuché a lo lejos el final de una conversación que decía:

"Y si la mancha no se quita, entonces usas ácido"

Era una muchacha muy joven que estaba a punto de bajarse y que en el tobillo llevaba tatuada una "S" de Superman que escurría sangre. Uno de esos tatuajes que en la teoría se ven muy bien, pero en el tobillo regordete no tanto. Seguramente ella sí tenía que agacharse para exprimir trapos y entuertos por el estilo, pero me consoló verificar que su carne era aún joven y elástica para cumplir ese reto. Y apenas tuve tiempo de mirarla un poco cuando desapareció y se llevó consigo la verde amarillenta nube de cloro.


A mi me gusta-repugna el olor a cloro. A una querida que tuve le gustaba el olor a gasolina. Juntos mezclábamos cloro con amoniaco y hacíamos explosivos para resquebrajar las instituciones de la sociedad capitalista.

¿Cuál es su aroma culpable?

Ari Ha-Kadosh

יִצְחַק לוּרְיָא

1574

Wednesday, July 18, 2007

Hotcakestein

A veces hasta las deidades olímpicas nos cansamos de multiplicar peces, traer hijos al mundo en el interior de nuestro muslo derecho y disfrazarnos de cisne para aprovechar los favores de incautas doncellas, así que el otro día decidí expresar mi creatividad y calmar mi apetito de un plumazo dándole el día libre a la gente de la cocina que tantos años tenía sin ver la luz del día.

Después de pensarlo un poco creí correcto preparar algo sencillo en lo que no podría fallar, hot cakes. Esas curiosidades que los aldeanos comían por ahí de 1444 un día antes del Miércoles de Ceniza con el fin de acabarse todas las cosas grasientas y dulces antes del ayuno de cuaresma. Y si esos campesinos iletrados pueden, por qué yo no. He aquí el delicioso resultado.


Muy sabroso ¿no? Pues sí, pero disculpen ustedes, ha ocurrido un error. Esas esponjosas viandas son el modelo ilustrado en la caja. Los míos son estos:


Vaya, por lo menos deberían avisar que los resultados de la foto pueden variar. Esto es material para una demanda judicial, mis hot cakes están vivos y tiran mordidas, de haber sabido que se necesitaba un diplomado en gastronomía me aguanto el hambre o me como al gato, que se mira tan apetitoso.

Esos hot cakes son prueba fehaciente de mi origen divino, pues como los copos de nieve que hace Dios Nuestro Señor, no me salen dos iguales. Aquellos que no crean en mi palabra deben por lo menos admitir que son el trabajo de un artista, obras únicas y de colección que además son fuente de carbohidratos y calman el antojo por un rato, siempre y cuando no los mires a los ojos y te los tragues de un golpe sin masticar.

¿Pedidos y solicitudes?

Gracias por la ayuda para buscar a aquella forajida, pero ya se me olvidó para que la quería

Monday, July 16, 2007

¿Alguien sabe quién es?

El viernes íbamos haciendo una gira por las mejores y menos aburridas fiestas de la ciudad, cuando como la Venus de Botticelli entre el mar de moluscos, camarones y horribles especímenes del Patio de mi Casa, se apareció haciendo de DJ la cosa más hermosa sobre la que mis ojos se han posado en tales circunstancias. Y es que uno se acostumbra al DJ aceitoso, maloliente y aburrido que ensimismado en su música olvida limpiarse los mocos y se menea ridículo al ritmo de una fiesta que sólo a él le gusta. O a la chica ruda de axilas peludas y malas maneras, que entrada en carnes suda galones cambiando entre un disco y otro. Pero no, ella es perfecta, ni suda, ni se acongoja.

Usaba un vestido chiquito y negro con grandes flores rojas, como si fuera a entregar panecillos a su abuelita y sólo hubiera dejado la caperuza a un lado para poner música un rato. Detenía sus chinos en un chongo que dejaba caer uno que otro ricito sobre su cara, la que servía de pantalla para las imágenes de un proyector que a veces trazaba en ella una cuadricula perfecta como de cuaderno de primaria, que sólo servía para que todos notáramos las proporciones divinas de su carita de ángel. Creo que la foto de mi celular no le ayuda, se ve un poco cabezona y parece recién salida de un campo de concentración. Pero esa es culpa de ustedes, coopérenme para un mejor celular si buscan alta definición. Créanme que no es tan flaca y todo lo tiene muy en su lugar.

Por si fuera poco estaba completamente concentrada en su tarea y lo hacía con tal cuidado y empeño que no podías dejar de mirarla y bailar y pensar en tener unos gemelitos. Y ahí me tienen en primera fila, meneándome de la manera más sucia y descarada para llamar su atención, enseñando una chichi, enseñando la otra, sacudiendo el trasero y el delantero. Y como yo, muchos moluscos y babosos tratando de conquistarla. Pero ella no se inmutaba, se mantenía fría como el viento, peligrosa como el mar y sólo murmuraba algunas cancioncillas cual mantra mientras seguía cambiando discos.

Tomé un papelillo de su mesa y descubrí el nombre de Robyn Chaos, así que con una mueca de perversa satisfacción me retiré sabiendo que podría fácilmente encontrarla con sólo saber su nombre. Y por la mañana convoqué a mis esbirros para que encontraran sin chistar el paradero de Robyn Chaos y la trajeran frente a mí. Pero grande fue mi sorpresa cuando los monos alados dieron con ella

Señorita discúlpeme, es usted muy hermosa y felina y salvaje, pero no es la Robyn Chaos que estaba yo buscando. Más bien creo que esa no era Robyn Chaos, así que si alguien sabe quién es o cómo se llama decídmelo ya.

זהר

Friday, July 13, 2007

Platicando con Dios sobre temas profundos y de actualidad

Desde hace cuatro siglos que abrí este blog, cuando escribía diario y hasta dos posts el mismo día pues era demasiado joven e inocente, anoté en mi perfil que entre mis intereses se encontraba el exprimir barros, ya fueran propios o ajenos. Por otro lado, siempre he pensado que mejor que tenerlos en la punta de la nariz y por si acaso se es vanidoso, no hay como tenerlos en algún lugar recóndito.

Lo malo es que esos lugares recónditos son a veces los más visitados, entonces sale peor, pues de muy poco sirve tener la cara sin mácula como Blanca Nieves si tus zonas erógenas parecen zonas de desastre.

Y por eso siempre pregunto a mis conocidos donde les gustaría tener sus barros si de pronto tuvieran la oportunidad de hablar con Dios y él en su infinita bondad les diera la oportunidad de escoger. Por supuesto no falta el mentecato que me sale con algo así como:

"ay, yo preferiría pedir la paz en el mundo y el amor entre los hombres"

o peor aún

"pues yo pediría no tener ninguno"

Pero ese no es el chiste insensatos, recuerden que hablan con un Dios vengativo que convirtió las aguas del Nilo en sangre y se llevó a todos los primogénitos incluido el del faraón. Y que como yo, seguramente disfruta exprimiendo barros.

Pienso que un buen lugar para tener uno es la nuca. Es imposible que lo veas y te haga sentir mal.

Pero igual no es tan buena idea.

Cuando quiten la cara de asco por ese pobre tipo y terminen de agradecer al cielo por su cutis mixto-seco-maduro, hagan favor de responder la pregunta.

¿Sí pudieran escoger donde pondrían sus barros? ¿Dónde quieren su nueva zona T?

Nos volvimos a ver y me renació el amor

Pero ya se me murió.

¡Fiu!

Es muy cómodo tener la madurez y memoria emocional de un niño de dos años cuatro meses, pero sin la incontinencia urinaria.

Wednesday, July 11, 2007

Midnight Poison

Ya los niños han salido de la escuela. Terminaron las clases en la universidad. Pero en un cruel giro del destino, yo las tengo que seguir dando.

Las clases.

Vivo entonces en la dimensión desconocida porque me paso el día impartiendo clases en un mundo en el que ya no hay. Así que mientras ustedes labregones descansan, yo sigo levantándome temprano, pero en lugar de mamás y niños correteados, me encuentro con oficinistas mal alimentados que salen a echarse un licuadito o cualquier cosa para espantarse el hambre de carbohidratos de fácil absorción, porque el hambre de éxito, ya se les quitó hace mucho. Entonces me he habituado a sus malas caras, su ropa en tonos ocre, su personalidad en tono gris y a verlos comer a hurtadillas un tamalito parados en la esquina y contando los minutos para que el jefe no los regañe. Y en eso el otro día que me encuentro con ésto:

Una parejita de burócratas chicas.

Y ahí estaban ellas como muchos otros repitiendo el ritual en un puestecillo. Pero mientras una cumplía a cabalidad con el uniforme, blusa blanca genérica, falda azul marino abajo de la rodilla que seguramente hacía juego con un saco que en esos momentos descansaba en el respaldo de su silla en la oficina, medias oscuras que disimulan la falta de cariño por la depilación, zapatos bajos de caminar y gafete a la cintura, la otra chica vestía algo un poco más revolucionario.

Si no la distinguen es porque lleva una falda de esas que parecen bolsa de pan con muchas conchas y bolillos adentro, esas que parecían buena idea en las pasarelas de París, pero que ya viéndolas bien sólo tienen lugar en el centro de la mesa de una casa pobre, con tazas de café negro y niños hambrientos alrededor. Y si la falda extra chic fuera poco, lo combinaba con un top café encima de una blusa negra, unas mallas de red y unos zapatos de esos de tacón y plataforma que se usan hoy, todo amarrado con un cinturón y muy encimado, porque lo de hoy es encimarse todo lo que encuentres en el closet, como niño en 6 de enero que se cuelga todo lo que le trajeron los Reyes.

Era una imagen muy inquietante. Y total que se me hacía muy temprano para tantos artilugios y afeites, pero qué más da, llámenme purista o explotador de burócratas aburridos. Mi pregunta es:

Cuando se es burócrata ¿debe uno ceñirse a la austeridad oficinista y vestir de traje sastre? ¿es apropiado manifestar tus frustraciones en la pasarela y vestir con las rebajas y saldos de Héctor Terrones? Y ya que tocamos el tema ¿Por qué en el lanzamiento de un perfume de Christian Dior las modelos vestían ropa de Héctor Terrones?

Exijo una explicación

El sábado me enamoré perdidamente

Pero ya se me pasó


¡fiu!

Monday, July 09, 2007

No apto para vegetarianos

María José y yo nos hicimos de una duda el otro día que comíamos en un restaurante argentino. Duda que nos come la entraña como una venganza por haber comido una vaca sin ningún reparo o consideración. Entraña que siempre pensé se refería a las vísceras y menudencias, pero la cual una señorita del restaurante nos aclaró no es así, por lo menos no en Argentina, pues allá la arrachera se llama entraña y aquí la entraña se llama arrachera. Es así que solicito su entrañable, quiero decir, su arrachable apoyo para resolver esta pregunta que nos come las arracheras y que espero, su inmensa cultura proctológico argentina nos ayude a resolver.

¿Cuál es la diferencia entre


Nalga


Nalga de adentro


y colita?

Aotearoa

Saturday, July 07, 2007

777

Hoy es el famoso 7 del 7 del 7. Anden, miren la fecha. El año pasado el mundo esperó con horror hecatombes y desgracias apocalípticas, meteoritos, pestes y almorranas mundiales mientras llegaba el 6 del 6 del 6. Pero nada pasó. Hoy me levanté con una extraña sensación en la nariz, una en la que podía respirar cada vez más profundo y en cada aspiración mi nariz me llenaba de una extraña emoción. Como cuando sacas la cabeza del agua y de golpe el oxígeno entra en tus pulmones muy fresco y junto a una sensación de alivio y plenitud, pero todo el tiempo, respiración tras respiración.

Muy difícil de explicar, pero muy agradable. Como cuando recibes una susto o eres feliz y descargas adrenalina que constriñe tus vasos sanguíneos, dilata tus pupilas y aumenta tu respiración, además de estimular la producción de dopamina en el cerebro. La pura felicidad. Así que no sé si Dios al darse cuenta que no fumo, no bebo y no me meto ni un dedo, en premio me manda unos toques hormonales junto a la llave de la felicidad eterna o es sólo que me estoy muriendo por colesterol elevado, la presión se me ha ido al cielo y estoy a punto de caer víctima de un paro cardíaco por haber comido tantos marranos y vacas y en su leche bañádome y y de sus ubres bebido.

Y hablando de leche y ubres, la dopamina también inhibe la producción de prolactina en la lactancia, así que eso de "se le cortó la leche de un susto" puede ser muy cierto además de chusco. Al final su abuelita tenía razón, corran y saquenla del asilo, que sea su buena obra antes del fin del mundo, pobre anciana, ella no tuvo la culpa de haber sido criada por brujas en una cueva, su único delito fue dar a luz a su señora madre y no haberla enseñado a amarla y respetarla para que su tercera generación la terminara refundiendo en un asilo.


Pura causa y efecto.

Friday, July 06, 2007

Thursday, July 05, 2007

Maniquiur

Hay un lugar en Insurgentes del que ya posteó alguna vez mi querida Plaqueta, en el que no sé si venden los maniquís más horribles del universo y condados circunvecinos o las batas para mesero más horribles del universo y condados circunvecinos, pero el chiste es que tienen a sus muñecos torturados, inexpresivos y con pelucas tiesas y estropajudas. Pero sobre ellos ya habló Plaqueta en su momento, a mi la única mona que me arruga el corazón con sólo verla es ésta:

¿A quién y por qué motivos perversos se le ocurrió hacer una maniquí de rodillas con una mano en la barriga y el cuello torcido como buscando olisquearse un omóplato? Y miren que he tratado de buscarle sentido en toda posición. Pensé por ejemplo, que tal vez era una maniquí para enseñar toallas de playa y que estaba hecha para ponerse de panza sobre la toalla de playa, muy coqueta ella.

Así como la señorita, pero sin el traje de Santa Clos. Nomás que no me cuadra, le estorban los brazos. A la maniquí, no a la Santaclosa, a ella creo que hasta le ayudan a dar un bonito marco a las, con todo respeto para mi público, ya de por si bonitas chichis. Pero ya no sé qué es peor, si esos maniquís con pestañotas Mi alegría, cejas pintadas pelo por pelo y caras inexpresivas o los monstruos con que me topé ayer.

A ver, sí está bien que el maniquí apele a la realidad y eso, pero ¿qué es esto?

¿qué onda gooooeeey?

¿Desde cuando los maniquís se toman tantas confianzas y son más alivianados que uno? Ah, pero esperen a verlo de cerca y caigan de espaldas.

Hasta te tuerce la boca y todo. Y no olviden la barba de chivo, el arete en la nariz y la ceja depilada, hagan de cuenta un microbusero de esos galanes que abundan.

Y qué tal este Fumanchú metrosexual

Pero lo malo con estas tiendas departamentales y sus maniquís, es que pasan del hiperrealismo mágico al absurdo de un pasillo al otro.

Disfruten a los maniquís sin rostro pero con cuerpo de señor gordo y pantalón subido hasta el ombligo para que no diga que no le advertimos que se iba a ver panzón. Y las rayitas rosas son muy disimuladoras, hasta se le ve cintura. Pero agárrense porque éste sí que da miedo.

El maniquí pura panza voladora. No brazos, no piernas, pura y legitima panza.

spin

Tuesday, July 03, 2007

Yo asgo el rayo

Me gustaba ser niño. Y no es que de pronto y cual botón de rosa me hayan brotado chichis y ahora sea yo una niña infeliz, me refiero a ser pequeño, chiquillo, sólo un párvulo, cuando el mundo es un lugar lleno de misterios por descubrir y cajones por hurgar. Por otro lado ahora que soy viejo y la gravedad jala mis carnes que turgentes se resisten a caer, me doy cuenta que solemos sobrevalorar la experiencia infantil y se nos olvida lo frustrante que ser niño puede resultar.

A mi no, yo recuerdo cuando la psicomotricidad me traicionaba o cuando no era lo suficientemente grande para alcanzar aquellas cosas que llamaban mi atención. Por eso hoy, celebro agarrándolo todo.

Las cosas brillosas
y las espinosas

Por cierto, cuando estaba aprendiendo a hablar mi papá no me dejaba decir agarrar. Decía él que para agarrar se necesitan garras, luego entonces sólo los animalitos agarran y los hombres asen o en su defecto, toman. Años y Edipos no resueltos después, sigo pensando, como cuando tenía dos, que a veces es propio agarrar, otras tantas tomar y otras más asir, pero que no siempre se puede sustituir uno por otro y que además la gente ni siquiera sabe la diferencia entre lo que ase y y lo que deja de hacer.

-¿Qué hace usted?

-Asgo la nalga del objeto de mi amor

Porque asir tiene esa extraña conjugación en primera persona que apuesto más de dos de ustedes no sabían. El resto sí por que se la pasan asiendo cochinadas.

Se preguntarán qué es eso. Pues yo también lo hice. Resulta ser una de esas mamarrachadas New Age que prometen además de adornar, resolverte esos complicados entuertos que tienes con la mala vibra y las envidias que te acechan por ser tan brillante y único y espectacular. Quién sabe porqué, pero los perdedores más patéticos se sienten objeto de envidia y achacan su podredumbre a que el mundo les mira con recelo y les arranca del huevo áurico su éxito y fortuna. Nada mejor para absorber la mala energía que la manzana. Entonces esta cosa tiene su espacio para tres manzanas al centro y ese bonito capelo que parece cristal, pero no es otra cosa que agua en una fuentecita a la que no resistí meterle el dedo.

Y que me electrocuto.

Todo esto aconteció