Friday, July 20, 2007

Cloro

El olor a blanqueador me produce emociones encontradas, me gusta y al mismo tiempo me repugna. Algo del sodio en su composición le da un aroma marino y salado que me fascina, y como obsesivo compulsivo recurro a él para eliminar las bacterias que asesinas me persiguen. Entonces me hace feliz. Pero al mismo tiempo no olvido que el cloro es un veneno que usábamos en la guerra y recuerdo como el enemigo lo rociaba y todos caían a mi alrededor muertos con los pulmones supurantes y escupiendo sangre. Por eso digo, emociones encontradas.

Y hace rato venía en el microbús que ustedes saben no tomo por necesidad, si no por puro gusto, además de una genuina inquietud por rozarme con el pueblo al que me debo, cuando un concentrado aroma a hipoclorito de sodio comenzó a invadir el ambiente. En un principio me cautivó, pero rápidamente se volvió molesto pues comenzaba a tener un efecto atarantador sobre mi cabeza. Lo achaqué a una mujer muy gorda sentada junto a mi, una de esas señoras cuyo reloj les ahorca la muñeca como si fueran a explotar, las mismas que parecen no tener cuello y a las que se les escucha respirar con mucha dificultad.

De inmediato pensé que vendría de trapear y hacer la limpieza de incontables pasillos en algún hospital y sentí en el corazón una punzada al imaginar los esfuerzos que habría pasado estando tan gorda y teniendo que agacharse a exprimir un trapo impregnado de cloro para recoger el vomito y la sangre coagulada de techo y paredes. Pero junto a la conmiseración y como si fuera culpa de la pobre mujer, sentía coraje contra ella y su estirpe por oler a cloro y haberme llevado hasta el grado del rechazo cuando antes lo disfrutaba tanto.

Así que me repetía que no era su culpa y debía ser paciente. Además se había dado cuenta ya que la miraba con una esquizofrenica mezcla de ternura que se transformaba en odio y seguramente comenzaba a asustarse. Y de pronto se bajó del microbús. Me sentí muy mal por haber albergado sentimientos negativos en su contra, pero me sentí aliviado pues el aire finalmente se aclararía. Pero no fue así. Entonces me sentí peor por haber sometido a esa inocente gorda al yugo de mi mirada y mis malos pensamientos, pero también me sentí mejor porque finalmente ella no agachaba su gordura para limpiar el vomito y la sangre de techos y paredes.

Pero entonces quién. De repente, escuché a lo lejos el final de una conversación que decía:

"Y si la mancha no se quita, entonces usas ácido"

Era una muchacha muy joven que estaba a punto de bajarse y que en el tobillo llevaba tatuada una "S" de Superman que escurría sangre. Uno de esos tatuajes que en la teoría se ven muy bien, pero en el tobillo regordete no tanto. Seguramente ella sí tenía que agacharse para exprimir trapos y entuertos por el estilo, pero me consoló verificar que su carne era aún joven y elástica para cumplir ese reto. Y apenas tuve tiempo de mirarla un poco cuando desapareció y se llevó consigo la verde amarillenta nube de cloro.


A mi me gusta-repugna el olor a cloro. A una querida que tuve le gustaba el olor a gasolina. Juntos mezclábamos cloro con amoniaco y hacíamos explosivos para resquebrajar las instituciones de la sociedad capitalista.

¿Cuál es su aroma culpable?

25 comments:

maus said...

a mi me gusta el olor del thiner, y aclaro que no es por adicción o espantar el hambre, pero cuando camino cerca de un grupo de carpinteros, aquellos de tan noble oficio, disfruto de su olor (no el de los carpinteros sino del thiner) y lo atesoro en mi memoria.

cris said...

ay my dear gonzalo! pobre dama, no es justo, la hiciste sentir mal?
ke malo eres! jaja
vieras ke ami también me gusta el olorcito a cloro, aunke no tanto como el de tierra mojada y no así como el de tacos ke detesto aunke comerlos si me gusta, chaz....

saludos y te recuerdo no has contestado a nadie, ke mala onda!
ya no eres el de antes!

::::::::::::::::::::::::::::::::::

.:el conejo de la luna esta
haciendo pastel de arroz:.

::::::::::::::::::::::::::::::::::

.:cris:.

::::::::::::::::::::::::::::::::::

Elizabeth said...

Pues de-vez-en-cu-an-do hago pinturas al óleo. Confieso que el olor a aguarrás destilado me gusta mezclado con las pinturas. Pero el olor a cloro lo alucino!!! cuando estaba embarazada no lo soportaba y ahora me provoca una especie de alergia y namas no puedo respirar =(.

Saludos Gonzalo y presente! ;)

Pixie said...

mi olor culposo (jejejeje) es el de la gasolina y el de los plumones permanentes. Había un perfume que olía a gasolina pero en bonito, era de DKNY y se llamaba Unleaded (qué freaky, ¿no?). Pero ps ya lo descontinuaron.
El olor a cloro... GUAC. Además, hay cierto fluido masculino que huele a cloro. jajajajaja.

Fegocomo said...
This comment has been removed by the author.
SORCERER said...

Mi olor culposo es el olor a sexo. Luego de los acontecimientos casi siempre queda mi cuerpo completamente impregnado de él. Dudo si eliminarlo o si disfrutarlo.
El sexo tiene eso que cuando termina, uno piensa ¿cómo fui capaz de hacer esto y aquello? pero en el momento te vale madres y lo disfrutas. Y después de los hechos, como dije, el olor a sexo es como volver a vivir el momento y llega el placer y la culpa simultáneamente.

Jé.

acomedido que es acomedida;) said...

yo soy otra aficionada al thiner que onda conmigo, tambien me meto y cierro la ventana cuando estan pintando algun lugar que mala onda


que verguenza pero que lo sepan en blogs méxico

jessica_luna_púrpura said...

mmmmmm, que sera, el olor del cloro tambien me gusta mucho, jijiji, mmmmm, pos olor culpable, lo que se dice culpable???? pos tal vez el thinner

anonimo anonimo anonimo said...

mi olor prohibido son los calzones de un tipo que va al mismo gimnasio que yo y que aspiro mientras se esta bañando.

Y no soy gay, pero huelen bien rico

Anonymous said...

mmmmm....pues asi como olor culposo no tengo. Pero lo que mas me gusta oler son los libros viejos que ya tienen las paginas amarillas, me encanta como huelen jijiji.

Ana

mauricio said...

Años como fumador compulsivo han casi terminado con mi sistema respiratorio ... en unos años seré como una de las cuñadas de Homero (Simpson, no el poeta griego) no recuerdo si Paty o Selma, a quien ya toda la comida le sabía a cartón. Pero si mal no recuerdo, cuando aún mis pulmones eran vírgenes y mis fosas nasales reconocían olores, me gustaba como olían los bebés.

P.D. Por cierto, nunca he agredido a nadie en ningún foro o message board de ningún tipo y bajo ninguna circunstancia, bajo las premisas de "defensa de la libertad de expresión" y "cada quien sus perversiones" me abstengo de hacer comentarios ofensivos o desaprobatorios, pero no puedo mas que comentar que el comment de "anónimo anónimo anónimo" me causó asco y repulsión.

Anonymous said...

auchh!! el olor a cloro es bien raro, de chiquita no me gustaba que oliera mi ropa a cloro....pero en una ocasión olí el esperma y me gustó, pero como que también huele a cloro... ese es mi olor culpable, el del esperma , es algo bastante curioso...en fin.

Susana soy.

::†×¡ßaLßa †:: said...

resistol d ese q ocupan pa pegar los zapatos

Insane said...

A mi me gustaaaa... el olor de cuando pasas por donde están construyendo, no el de los sanirent [que a veces ni hay] sino el del cemento... de cuando acaban de echar el colado... ahhhh y el friecito que lo acompaña...

sniiiiiiiiiiiiiiiffffffffffffffff!!!!

Anonymous said...

El olor de la gasolina "NOVA" era la neta. Las gasolinas de ahora huelen a madres. ¿Alguien tendrá un cuartito que me venda?.

Chileprieto said...

En esta época en que nos invade el hedor espantoso de la era moderna, no supe describir el olor que tiene un encuentro y un saludo afectuoso. Si tuviera la agudeza de describir los olores como lo hacía Jean Baptiste Grenoulle, te diría que estrechar nuestras manos para un saludo fraternal y presentarnos fugazmente, es el aroma del reconocimiento al maestro. Me dio gusto conocerte en persona. Ahora podré mandar mi caso a Mausan del encuentro cercano del tercer tipo que ayer tuve con un ser de otra galaxia. Espero verte de nuevo, y que no sea tan efímero nuestro encuentro, ayer tenía que dejar a unas amigas hasta Nezahualcóyotl, por que así acordaron sus papas y hermanos mayores: “que las llevara hasta las puertas de su casa y temprano antes de las doce, si no te #$&*. Y no quise arriesgarme.

Pero normalmente los viernes ando en ese mismo lugar planeando a donde ir y tal vez te invite al lugar a donde pretendías ir a bailar.

Nuevamente saludos y gusto en conocerte.

Chileprieto

Anaps said...

Ps ... primera vez que te visito ... me he tomado la molestia de ver tu blog puesto que en la tu d julio ha salido ... al mismo tiempo siento una extremada verguenza por acabar de decir esto ... creo que deberias hacer una entrada sobre como las chicas de ahora se dejan llevar por inutiles revistas guiandose por test que solo las llevan a romper con su novio y llegar a una infinita tristeza ...

Siguiendo con tu tema ... mi olar culpale es el de cuando me viene la regla ... ese olor a marisco cuando me quito el kotex me deja mariada pero al mismo tiempo a mi como a mis invitados nos exita ...

Sin mas ni menos espero tu respuesta ...

tic, toc, tic, toc ... sigo esperando

PS: Te felicito por el pintorezco blog que te haz creado

Saludos y sigue asi ... habkandi de todo y al mismo tiempo de nada ...

Nos vemos en las comicas o hasta que me respondas ...

ManuelKawamaS said...

he konocido mucha gente kuyo olor kulposo es el popper, dicen ke los hace sentir más?, en fin, a mi solo me marea- prefiero la gasolina

obtusa said...

jajaja parece que preguntaste cual es tu olor sexual favorito Gonzalo!

y pobre del anónimo anónimo anónimo, que bueno que no puso su nombre porque le ha llovido por cochino y maricón,

que picaras chicas todas hemos olido eso verdad?


mi olor culpable es el sudor!

Mauricio said...

Debo aclarar que en mi vejación ante el comentario del tres veces anónimo no seguí criterios de moralidad sexual si no de estricta sanidad (que no deja de ser otra forma de moralidad, lo admito).

Oler, palpar o degustar secreciones humanas, en general del objeto de nuestros afectos, sea éste el cuerpo ajeno o el propio cuerpo, parece una secuencia lógica e inevitable de su exploración (como afirma la expresión de casi todos los participantes en este blog, je). De manera que no se trata de un acto condenable en sí mismo.

Pero ahí tenemos que el calzón, se convierte en receptáculo de cuanta secreción humana habida y por haber existe y convierte el contacto con el mismo ,sobre todo después de realizar actividades físicas, en una actividad de riesgo para la salud (no en vano no se reciben devoluciones de ropa íntima en ningún comercio).

Podría seguir con el numerito éste del comment justificador del otro comment pero ya, en pocas palabras, conmino a anonimo X 3 a que en vez de hacer eso que hace, mejor le pregunte al tipo con que lava su ropa , o que dieta lleva, para evitarse resultados colaterales engorrosos al andar oliendo aquello.

Ginger said...

si tuviera que escoger entre tantos olores escogeria el de tierra mojada que me recuerda mi infancia en africa! pero bueno volviendo un poco a la realidad, no sere como el tipo del perfume, pero tengo un excelente sentido olfativo, de verdad, y bueno ya te imaginaras lo negativo de esta situacion pero lo positivo es poder recordar momentos claves en mi vida en tan solo segundos gracias al olor singular de cosas un poco culposas!! besos

Sátiro said...

También, la tierra mojada y el olor que desprenden los esmaltes pinta uñas... como que recuerdo a las señoras copetonas poniéndose bellas... pero el ganador definitivamente, es el que desprenden los sobres de Catgut... ¡ahhhhhhh!... siempre que puedo le doy un golpe...

sangre said...

encuentro este "blog" algo absurdo...tan absurdo como el el remitirnos al echo de ke dios nos da placeres pero el negabilidad de usarlos...y si les puedo asegurar que en este momento estoy inalando thiner y si, les puedo asegurar me encanta...suelo tomarme uno o dos dias cada seis meses o mas para revalorisarme e indagar en muchos aspectos ke sin este aroma me serian independientes....hoy soy feliz...gracias dios thiner!

Lorena said...

PUES MI OLOR CULPOSO, JEJE ES EL DE ESE FLUÍDO MASCULINO QUE HUELE PARECIDO AL CLORO, ME ENCANTA EL OLOR, (BUENO DEPENDE DE QUIEN SEA EL FLUÍDO)

Itzajk Diaz said...

El popper huele mucho a cloro ricoooo